Un país en el maletero – Los pueblos blancos de Cádiz

Un país en el maletero – Los pueblos blancos de Cádiz

Este es el primer episodio de la serie «A country in a trunck» donde iremos recorriendo España por sus pueblos (dejamos las grandes ciudades aparte) casi en su totalidad, como ya expliqué en el capítulo 0.

En esta ocasión nos hemos dirigido a la llamada Ruta de la Cal o de los Pueblos Blancos de Cádiz, en la sierra Grazalema, donde muchos no lo saben pero es el lugar donde más llueve de España y eso se nota en la miriada de riachuelos, arroyos, pantanos… que lo cubren y que hay bajo su superficie.

En esta tierra veremos lugares de asentiamiento desde los Fenicios y puede que anteriores, hasta nuestros días, pasando por un fuerte presencia Romana y Árabe.

Al ser el primer video-documental que hacemos hemos visto muchos errores que esperamos ir subsanando en los proximos, tanto en guión, rodaje y postproducción, ya que nos ha servido para aprender siendo el episodio piloto de nuestra serie.

Somos conscientes de muchos de los fallos, pero creemos que es interesante publicarlo ya que aunque sigue lejos de la idea que tenemos del resultado final, sabemos que todo camino comienza por un primer paso, de modo que esperamos que entendáis las dificultades técnicas, la inexperiencia y los problemas que en el tiempo de grabación en la ventana de verano del 2020, durante a pandemia del COVID, pero tambien queremos que sepáis que hemos aprendido mucho!

Albarracín

Albarracín

Recuerdo la primera vez que vi una foto de Albarracín, me pareció un lugar sacado de un cuento, algo que cruzaba la edad media occidental con la Gran Muralla China. Sabía que tenía que ir…

Y fuimos para celebrar mi cumpleaños, el mismo día que subimos el Mogorríta pasando por el nacimiento del río Tajo, donde hace tantísimos años estuve de campamento y pude ver como ha cambiado la zona…

Llegamos a Albarracín, una villa increíble de casas de color adobe y madera como en la edad media. Solo ya pasear por sus calles es digno de elogio, cuestas, escaleras, cruces extraños, encrucijadas…

Pero hay algo que llama la atención y es la cantidad de botellas de plástico con agua que los vecinos ponen todas las esquinas y rincones para intentar evitar que los perros hagan sus necesidades allí, de modo que si eres turista y pasas por allí con tu perro, piensa en que hay más personas que quieren disfrutar de la ciudad y recoge los regalitos…

El mayor atractivo sin duda de todo Albarracín es su muralla que llega a recordar a la Gran Muralla China, no en vano le dicen la Muralla China de España.

Como es normal no pudimos evitar la tentación, es más, estaba en el plan, de subir a la muralla, disfrutando de un día fantástico mientras muchos otros turistas nos rodeaban sobre todo en la zona de la torre. Lo cual me recuerda (no vengáis aquí con zapatos de calle!!!)

Nosotros nos acoplamos en una zona donde el acceso era algo más complicado y celebramos allí mi cumpleaños con una tarta de chocolate y viendo la tarde pasar frente aun paisaje digno de una pelicula.

De hecho Albarracín ha sido escenario de algunas películas entre las que cabe destacar Conan el Barbaro (es una de mis favoritas), lo cual me hizo mucha gracia al darme cuenta.

Pero como digo este pueblo de unos dos mil habitantes es mucho más que su muralla, pues su catedral es preciosa (aunque no pudimos entrar dentro debido al COVID), la plaza del ayuntamiento que te transporta a otra época, sus callejones, las vistas de los miradores y no podemos dejar atrás su gastronomía con esos chorizos de «venao» y jabalí o sus cecinas…

Fue una tarde inolvidable que se quedará guardada en en mi retina y en mis recuerdos, pero nuestro viaje continuaba y aun había muchas cosas por ver y por hacer durante aquel puente…

Capítulo 0 – ¿Que es esto?

Capítulo 0 – ¿Que es esto?

Hace tiempo que quería comenzar a trabajar en este proyecto bastante ambicioso, no lo niego, pero con muchas ganas. Un Road Trip por España.

Se que va a ser difícil sobre todo ahora que me he quedado sin trabajo y aunque espero recuperarlo pronto, voy a ir haciendo todo lo que pueda por llevar adelante este entre otros proyectos.Quien sabe si todo es una señal de la vida para dar un giro a mi vida…

La idea de «A country in a trunk»

La idea surge de hacer viajes cortos, los roads trips, donde ver varias cosas, tener una pequeña guía visual y en vídeo sobre lo que vamos a ver y a encontrar.

Disfrutar de nuestro país con nuestro coche, encontrar lugares donde poder dormir en él de forma gratuita, como vivir estos viajes desde el coche.

En definitiva crear un documento un poco más informal que un documental, pero sin ser un Gran Hermano, y siempre que podáis encontrar ese rinconcito que puede que esté cerca vuestra.

La forma

El objetivo es hacer algunos viajes en compañía y otras veces en solitario, contando siempre algunos datos de interés y curiosidades, mostrando algunas conversaciones de viaje…

Todo esto aderezado con las fotografías que voy tomando de los lugares pues mi cámara inseparable siempre viene conmigo y prefiero una foto con ella que con el móvil, aunque también lo utilice.

Por ello llevo en mi haber:

  • mi querida cámara reflex nikkon, con la cual obtendré imágenes para las entradas y los vídeos.
  • Una cámara deportiva Jeemak, similar a una GoPro y que utilizaré mayormente para el coche y actividades acuáticas o de riesgo.
  • el vehiculo sera Karlitos, mi coche todo camino que ha demostrado estar a la altura de la circunstancias…

El objetivo

El objetivo es crear una serie de documentos sobre los diferentes roads trips, como ya he dicho que puedan ser de referencia y a la vez divertidos y visuales, a ver si estoy a la altura…

Capítulo 0

En este capítulo 0 os explico con un vídeo como quiero que todo funcione mucho más detallado que aquí y os dejo también el mapa con el que vamos a viajar y sus rutas (que irá creciendo poco a poco).

¿Qué os parece la idea? ¿Estáis dispuest@s a acompañarme en este Road Trip por España?

Escapada por Tabernas y la Playa de los Muertos

Escapada por Tabernas y la Playa de los Muertos

Acabábamos de subir el Chullo, techo de Almería y disponíamos de un día y medio para explorar alguna zona más de esta fantástica provincia, de modo que decidimos ir a Tabernas, a ver esos lugares donde se han rodado tantas películas del Oeste, cuando Tabernas era el segundo Hollywood para un género ya prácticamente desahuciado pero que tantas tardes me hizo pasar frente al televisor.

Un atardecer de película

De ese modo alquilamos una habitación en el mismo centro del pueblo por teléfono y antes de llegar nos paramos en Texas Hollywood, donde pudimos pasear por algunos de los escenarios naturales donde tantos pistoleros, cowboys, forajidos y caza recompensas habían pasado.

No podía dejar de escuchar en mi mente las melodías de Ennio Morricone con sus películas como “La muerte tenía un precio”, “El bueno, el feo y el malo”, “Vamos a matar compañeros” y muchas otras. De hecho mientras escribo estas líneas tengo de fondo algunas de sus más famosas melodías.

Intentaba identificar donde estuvieron Lee Van Clef, Eli Walach, Clint Eastwood, Cesar Millan, Franco Nero… y de alguna forma en el eco de aquel valle, de aquel desierto, esperaba escuchar alguno de esos disparos desorbitados de revólveres de balas infinitas.

Pero Tabernas tiene mucho más que ofrecer, empezando por su plaza principal con una preciosa iglesia y su castillo derruido donde tras una empinada subida, pues Bea nos llevó prácticamente a campo a través, se llega a un punto privilegiado donde a un lado las sierras se asoman unas tras otras de una forma espectacular, y al otro lado el sol se pone sobre el desierto de los Espaguetis y Chorizo Western. (Nombre despectivo que daban los americanos a las producciones baratas que hacían los italianos y los españoles, aunque el termino Espagueti esté más extendido)

Nota: En cierta ocasión le preguntaron a Sergio Leone, autentico genio del Espaguetti, si se creía con autoridad para hacer cine del Oeste y el contestó que en la misma con la que los americanos hacían cine de romanos (El péplum era un género de cine muy en boga también aquello años)

De este modo vimos el atardecer, sobre un cerro, en un castillo en ruinas y con el valle donde más rodajes de Westerns se han rodado nunca, sintiéndonos como auténticos Sunsets Riders

La ruta 66

Y como riders terminamos aquella noche, pues fuimos a cenar a un bar de carretera americano cuyo nombre era Ruta 66, y donde nada más llegar puedes ver algunos coches clásicos americanos y unos surtidores antiguos de gasolina en el  aparcamiento.

Todo el bar está decorado de forma americana, la música, las cartas, y hasta la cerveza tiene sabor americano. De hecho no es difícil encontrar a grupos de moteros de algún motor club por allí.

Los precios están bastante bien para la cantidad que te ponen y el ambiente es bastante bueno, de hecho tienen incluso tienda de souvenirs, donde Bea me engañó y me compró una camiseta que no pienso estrenar hasta que me invite a uno de sus famosos capuchinos…

El nombre del bar viene no solo por la evocación de la ruta motera americana, también porque una de las rutas moteras más famosas de nuestro país sale desde Cádiz y llega a Barcelona y pasa justo por esa carretera,

Aquella noche nos fuimos a dormir, y nos levantamos para ir al tercio final del fin de semana, pues ya habíamos estado en la montaña, el desierto y ahora tocaba ir a La playa de los muertos

La playa de los muertos

Tras una travesía en coche llegamos al aparcamiento de la playa de los muertos que cuesta 4 euros, pero como un kilómetro más adelante a la derecha hay un desvío que baja paralelo a la carretera y que es gratuito. (De nada)

Para acceder a esta playa hay que hacerlo por un sendero que en algunos tramos tiene su complejidad, sobre todo cuando piensas que después del día de playa vas a tener que volver a subir por ahí.

Pero cuando llegas es algo espectacular. No es una playa de arena ni de piedras, son chinitos que están más que lavados por lo que el agua no tiene ni un poso, y eso se traduce en que te estas bañando en cristal.

El agua limpia permite ver los peces y el fondo de una forma que parece que estas en una película o en un documental del NG.

Las pozas, las piedras, todo parece pintado a mano por un pintor que ha creado su obra maestra, por eso hay zonas donde hay bastante gente. Espero que se sea responsable y no se destruya este espectacular paraje.

Terminamos de disfrutar aquel día de playa y volvimos al coche, aun me esperaban más de seis horas conduciendo hasta volver a casa después de dejar a mi compañeros de aventuras, pero mientras volvíamos llenos de euforia y descansábamos en una gasolinera pensábamos que Andalucía es increíble, como decía aquel anuncio; “Andalucía no es donde termina Europa, es donde empieza, es donde se inició el Nuevo Mundo, tenemos mar, campo, nieve, desierto, vaqueros y hasta soldados ingleses…” y aun me queda mucho por ver y por enseñaros…

Claro que no solo os hablo de Andalucía, aunque yo viva aquí, pues quiero llevaros conmigo y mis compañeros de aventuras a todos esos sitios donde una mochila pueda llevarnos…

 

El caminito del Rey

El caminito del Rey

El caminito del Rey (Historia)

Hace mucho tiempo que que quería hacer este sendero enclavado en la provincia de Málaga, la verdad que cuando tenía 14 años siendo scout saltamos la valla e hicimos un pequeño tramo a través de una cornisa de hormigón en la que solo una barandilla que en el mejor de los casos se tambaleaba  evitaba la tragedia que había provocado su cierre, pues muchas personas habían fallecido en este sendero.

Aquel sendero de unos cinco kilometros y de apenas un metro de anchura se abría paso por un cañón con algunos tramos a más de cien metros de altura y donde la leyenda negra se había cebado…

La historia de este enclave es algo realmente curioso pues fue una empresa hidroelectrica quien para facilitar el trabajo de sus operarios comenzó su construcción en 1901 y la finalizó en 1905 para unir las poblaciones de Saltos de Gaitanejo y El Chorro a través del desfiladero de los Gaitanes.

Se dice que el propio rey Alfonso XIII acudió en 1921 a este camino para la inauguración de los embalses Guadalhorce y Guadalteba en una jornada con una gran tormenta y hay varias versiones que cuentan que o bien el rey recorrió gallardo al galope todo el recorrido del camino bajo esas condiciones climáticas, o que en un puente paró el ferrocarril, desembarcó,  y se fue a caballo, o la que yo creo más realista, llegó en tren visitó el camino, volvió a montar en el tren y se fue. Y si queréis poner un caballo en esta versión, pues iba en el tren…

Sea como fuere este evento hizo que el camino tomara su nombre actual El caminito del Rey, que pronto comenzó a usarse no solo por los trabajadores de la compañía hidroeléctrica, también por personas que iban de un pueblo a otro utilizándolo e incluso los niños para ir al colegio…

Pero el sendero fue abandonado a su suerte y su mantenimiento inexistente, por lo que en los años 90 del siglo XX, en el mejor de los casos, su estado era lamentable, con tramos sin barandilla, secciones caídas, otras desmenuzandose…lo que hizo crecer su leyenda negra ya que murieron varias personas recorriéndolo, y las últimas tres fueron varios excursionistas que murieron al romperse el anclaje de una tirolina (según nos contaron).

Yo recuerdo cuando en el 94 fui que nos habían dicho que había muerto gente allí ya por entonces y llego un momento que nos sentimos tan acongojados que nos dimos la vuelta.

De este modo se decidió destruir la primera sección del camino, aunque los excursionistas atraidos por el riesgo y la aventura seguian acudiendo cruzando por las cuevas o los túneles del tren que pasa por allí. Lo cual llevo a que se pusieran multas de importante cuantía a quien encontraran por la zona.

Afortunadamente las autoridades no abandonaron a su suerte a este monumento moderno y lo han restaurado aumentando su seguridad, siendo incluso recomendado por Lonely Planet en 2015 como uno de los mejores sitios para visitar.

Como visitar el Caminito del Rey

Se supone que se pueden obtener entradas vía internet o por comer en algunos restaurantes de alrededor, pero es muy complicado, aunque sea más interesante ir por libre que con guías que muchos no explican demasiado.

Aún así la posibilidad de comprar la entrada con guías acreditados es la más rápida, aunque hay que tener en cuenta que si las condiciones climáticas no son aceptables, el camino, que está vigilado en todo su recorrido y cerrado al publico que no pasa por el centro de visitantes, cierra hasta que se vuelve a abrir cambiando las fechas de las reservas o devolviendo el dinero. De hecho a mi me sucedió y tuve que esperar casi tres meses para poder ir.

Una vez que se llega a la zona donde dejar el coche o que te deje el autobus hay que nadar unos 3km por un sendero donde ya se puede ver la belleza del paisaje y te va preparando para lo que viene después…


El caminito del Rey, el sendero

Empieza el camino, tras pasar por el centro de visitantes y de que te dan un casco que debe ir puesto todo el camino. Al principio por un sendero como el que nos ha llevado hasta allí, pero tras unos metros se cruza una puerta rotatoria y comienza la aventura pues en un instante la garganta se abre bajo los pies y hacia arriba el desfiladero se abre paso hacia el cielo.

Caminas sobre una estructura de madera que deja ver justo debajo la antigua pasarela de hormigón devorada por el tiempo, mientras las palomas autóctonas de la zona te observan enclavadas en la pared de forma curiosa y justo al salir del primer tajo al mirar al cielo los buitres leonados sobrevuelan tu cabeza y te sientes pequeño, una sensación que no te abandona en todo lo que queda de trayecto.

Aunque el camino original bajaba hasta el río esa sección se ha suprimido, aunque si se puede pasar junto a la pasarela donde el gallardo Rey tomó, o bajó del tren… justo antes de tomar un sendero donde como todo el tiempo las acequias de agua, en algunos sitios con peces te acompañan a la derecha y se pasa bajo algunos algarrobos de la zona que con los años han ido cediendo terreno a otros tipos de árboles como los pinos. En ese momento es cuando te encuentras en una de las zonas más inaccesibles de Andalucía si no fuera por el propio camino.

Un poco más adelante antes de abordar la sección mas espectacular, se pasa junto a una cueva sellada con madera y con un hueco arriba, declarada refugio de murciélagos y que es lugar de estudio para los biólogos.

Entonces se entra en el siguiente desfiladero y te preguntas como podían dejar ir a los niños por allí al colegio, sobre todo cuando ves el puente colgante con 105 metros bajo el y con un movimiento de hasta 50cm de oscilación (en el vídeo podéis verlo)

Tras el espectacular puente, cuando crees que todo ha terminado caminas de nuevo por una pasarela a mitad de altura del cortado y te sientes como en una película o un libro de fantasía hasta que finalmente llegas a  la salida.

En mi trayecto uno de los que iban en el grupo se puso bastante mal del vértigo, y se movía solo tramos que podía cruzar sin parar de una afloración rocosa a otra, y en el puente hubo que dejarlo solo para que cruzara.

Ni que decir que es una de las rutas más espectaculares que he hecho hasta ahora y no puedes dejar de sentirte un poco como Indiana Jones.

¿Y tu?¿Has hecho ya el Caminito del Rey?

Arroyo bocaleones

Arroyo bocaleones

En el pueblo de Zahara de la Sierra enclavado en la Sierra de Grazalema en Cádiz se encuentra una ruta maravillosa para hacer al final o al principio de las temporadas, ya que se va por el agua y hay que utilizar esos meses de más calor y que no haga el suficiente como para que el agua se estanque. Se trata del Arroyo Bocaleones.

Lo primero que hay que tener en cuenta, es que dependiendo del mes puede ser que esté prohibido aparcar en el inicio de la ruta y hay que aparcar a un kilómetro y medio en una cuesta abajo de albero, que luego hay que subir por lo que recomiendo encarecidamente no llevar escarpines si no mas robusto como unas zapatillas viejas, unas cangrejeras o unas sandalias de senderismo para que el camino de descenso y ascenso no sea una autentica tortura, ademas por el río las rocas y las piedras en algunos puntos estás demasiado afiladas.

Una vez que llegamos al río entramos en un tramo de agua limpia y cristalina, donde empieza nuestro camino propiamente dicho caminando por el agua (que dicho sea de paso está bastante fría), pasamos por debajo de un puente y entramos de repente en una garganta con pozas y saltos de agua que hay que ir subiendo con cuidado pero disfrutando muchísimo.

La ruta es bastante corta ya que no llega los 3km, siendo bastante sencilla y aunque al principio el agua es poco profunda y parece que caminas por una selva debido a la vegetación, una vez que se adentra en las gargantas hay tramos en los que hay que nadar, por lo que si llevas a los niños ten en cuenta que deben de saber nadar y siembre bajo la vigilancia de un adulto.

Nosotros subimos hasta la ultima poza justo antes de la garganta verde, ya que el agua ye empezaba a escasear y a partir de ese punto se necesita subir con cuerdas, de hecho es una zona que se utiliza para hacer barranquismo.

En mi opinión es una ruta sencilla y muy bonita para hacer con los niños, pero sin estar masificada como la de majaceite, al menos cuando yo la hice.

A continuación os dejo el video de la ruta, espero que os guste…

Recapitulando consejos

  • Es recomendable llevar sandalias de senderismo o cangrejeras en lugar de escarpines, pero si solo tienes de estos úsalos y no vayas descalzo
  • Puede ser interesante llevar una bolsa estanca
  • Cuidado con los niños en las zonas donde hay pozas
  • El agua esta bastante fría por lo que es mejor hacer esta ruta en días de calor